La Reserva Federal mantuvo estables las tasas de interés este miércoles, en la última decisión de política monetaria antes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, pero señaló que podría subir los tipos en diciembre ya que la economía cobra impulso y la inflación se acelera.

El banco central estadounidense informó que la economía se estaba fortaleciendo y que los avances del empleo son sólidos. Los funcionarios expresaron además su confianza en que la inflación se mueve hacia su meta del 2 por ciento.

El comité de política monetaria de la Fed (FOMC) informío en un comunicado que las tasas seguirán entre un 0.25 y 0.50% y que a pesar de que hay condiciones para subirlas espera confirmar mayores progresos en la economía.

“El comité (de Mercados Abiertos) considera que los argumentos para un alza de la tasa de los fondos federales se han seguido fortaleciendo, pero decidió, por el momento, esperar más evidencia de que se avanza hacia sus objetivos”, detalló la Fed en un comunicado tras una reunión de dos días previo a la elección del 8 de noviembre en Estados Unidos.

El texto sugiere que es probable que la Fed suba la tasa en su última reunión de política monetaria de este año a mediados de diciembre próximo.