Alam dijo que han sido rescatados 23 cadáveres, pero los medios locales hablan de 26.

Al menos 23 trabajadores murieron hoy y numerosos resultaron heridos por la explosión de una caldera que desató un incendio en una fábrica de empaquetado cerca de Dacca, la capital de Bangladesh, informaron los bomberos.

La explosión esta mañana en la fábrica Tampaco Foils hizo que se derrumbara parcialmente el edificio de cuatro plantas, señaló Mohammad Rafiquzzaman, del Departamento de Bomberos y Defensa Civil.

El edificio estaba ubicado en el distrito industrial de Tongi, a unos 20 kilómetros al norte de la capital del país.

Por la tarde los bomberos habían conseguido controlar las llamas pero no apagarlas por completo para poder entrar en el edificio e iniciar una búsqueda de más víctimas, señaló a dpa SM Alam, administrador jefe del distrito.

Alam dijo que han sido rescatados 23 cadáveres, pero los medios locales hablan de 26.

Un doctor del hospital local dijo que han sido llevados al centro los cadáveres de 17 personas. Los supervivientes que están siendo tratados sufren múltiples heridas y quemaduras.

Un total de 22 heridos fueron trasladados al hospital universitario de Dacca, y tres de ellos fallecieron, informó a su vez el doctor Partha Sarkar Pal. Otras tres personas murieron en un centro privado.

El dueño de la fábrica, Syed Mokbul Hossain, declaró a un medio local que desconoce si la caldera tenía algún problema o había pasado una inspección.

Hossain, un ex diputado nacional, señaló al diario “Prothom Alo” que debía de haber 75 personas trabajando cuando se produjo la explosión.

En las imágenes de televisión se veía a los bomberos intentando entrar en el edificio desplomado en medio de un denso humo negro. Los químicos almacenados dentro para la producción hicieron que el fuego se expandiera más rápidamente, indicaron.

La firma Tampaco Foils produce embalajes para tabaco y otros productos de consumo y entre sus clientes están British American Tobacco y Nestlé. Las autoridades iniciaron una investigación sobre las causas del siniestro.

Las pésimas condiciones laborales y ausencia de medidas de seguridad hacen que haya muchas víctimas en las fábricas bangladesíes, que producen fundamentalmente textiles y embalajes.

En 2012 un incendio en la fábrica Tazreen Fashion causó la muerte de 112 personas. A su vez, en 2013 más de 1,100 personas murieron -la mayoría mujeres- y 2,500 resultaron heridas tras el colapso del edificio Rana Plaza que albergaba cinco factorías textiles.

DPA